Trabajar con animales salvajes tras titularse: consejos en este pequeño mundo

Últimamente bastante gente de veterinaria, biología, ATV, etc. que está en la universidad o que acaba de finalizar sus estudios me contacta para pedirme consejo de como trabajar con animales salvajes (¿Estáis seguros de que eso es buena idea?). Aunque no soy un modelo a seguir, si que quiero aprovechar par comentar un par de ideas y experiencias, y de paso adoctrinaros.

Insisto en la idea de que no soy el modelo a seguir, aunque a los pocos meses de salir de la carrera he podido trabajar con animales salvajes, y en concreto en el bienestar de primates en cautividad (lo que quería), en un buen centro y aprendiendo.

Supongo que con eso, ya me puedo dar con un canto en los dientes, así que voy a compartir con vosotros algún consejo que a mí me ha venido bien. Pero tampoco les hagáis mucho caso, que igual en dos meses estoy trabajando en Mercadona.

Y así empieza un nuevo artículo de Capithecus un poco distinto: Consejos vendo y para mí no tengo…perdón, “Trabajar con animales salvajes tras titularse: consejos en este pequeño mundo“. En realidad más que consejos son algunas reflexiones, pero bueno…cosas del marketing.

Salte del rebaño de la titulitis y la fiebre de los voluntariados

Tened en cuenta una cosa: existe un CV que se repite cientos de veces en torres apiladas en decenas de centros de rescate, zoológicos o fundaciones de fauna, y en el que muchos hemos caído.

Recién titulado que ha hecho prácticas en un centro de recuperación y un voluntariado en Tailandia. Además tiene un curso de cuidador de zoo, de técnico de CRAS, de ATV de exóticos…por desgracia, es algo tan común que pasa desapercibido entre toneladas de perfiles profesionales.

frustrated peaky blinders GIF by BBC

No os estoy diciendo que no os forméis, pero vuestro currículum no puede basarse solo en eso. Yo también tengo una titulitis crónica, y guardo las acreditaciones de mis cursos como oro en paño y es algo que siempre miro antes de inscribirme a un curso. Pero la enorme lista de cursos a los que me inscrito se pasa en un par de clicks.

De igual manera, he hecho varios voluntariados que se cuentan entre mis mejores experiencias pero eso no me diferencia del resto. Los voluntariados son beneficiosos, pero también pueden ser una trampa de la que es difícil salir, tal y como señala Nacho en los dos enlaces que os dejo.

Por favor: haced prácticas, voluntariados y formaros una y otra vez. Pero eso es la base sobre la que tenéis que construir el profesional que pretendéis ser.

Cursos para trabajar con animales salvajes: algunas consideraciones

Con este título bauticé a uno de mis últimas entradas en mi anterior blog, y es que gracias a mi experiencia en asociaciones he conocido muy de cerca los diferentes cursos para trabajar con animales salvajes.

Os he enlazado el artículo más arriba, pero podemos resumirlo en que en este campo tan vocacional hay muchas empresas que se están aprovechando de nosotros, e incluso de los animales, a costa de nuestra vocación.

teacher GIF

En primer lugar, busca organizadores fiables que no tienen porque ser los más publicitados, y echad un ojo a los ponentes, pues conozco gente que se ha cruzado España para hacer cursos caros y de mala calidad cuando tenía en su propia facultad asociaciones dedicadas a ese tema.

En ocasiones, los estudiantes nos cruzamos el país para asistir a cursos caros que da gente sin apenas formación, cuando en nuestra propia facultad vienen ponentes experimentados.

Ten cuidado con las palabras rimbombantes, los anglicismos y la amalgama de logos que en ocasiones no significan nada..la diferencia entre un “Workshop de Especialización…” y un “Curso de introducción a…” en ocasiones es solo el título y el precio. Aún así esto es lo de menos, ya que saber venderse no es un delito.

Explotación de fauna, selfies y formación para trabajar con animales salvajes

Y aunque esto ya entra en el terreno de la ética, tened cuidado con los cursos que usan a los animales para atraeros. Un curso en el que se lucran manteniendo guepardos en cautividad para que los abracéis no es ético, e incluso puede ser contraproducente para vuestro currículum.

Ya os he comentado en muchas entradas lo que opino de los selfies con animales, y también se aplica en este campo. Somos muchos los que interpretamos la foto de una persona abrazando un tigre como la de un trabajador que no va a ser buen compañero.

Fotografía extraída de Elite Readers

¿Cómo sentirse seguro dejando manejar candados en un zoo a una persona que considera que es seguro abrazar a un tigre? ¿Cómo estar cómodo trabajando por la conservación de una especie con alguien que no entiende los perjuicios que estas imágenes causan?

Sí, estoy dando la turra con lo mismo otra vez. Pero también quiero que veáis que la titulitis en ocasiones es contraproducente y hay cursos y prácticas que ni siquiera sirven para adornar nuestro currículum.

¿Cómo marcar la diferencia?: mi breve experiencia

Quiero pensar que lo que a mí me ha ayudado más ha sido lo que me hace diferente, y una de esas cosas ha sido mi marca personal. El tener un blog, una cuenta de divulgación, escribir para otras webs, etc.

En este sentido, @Bichologo y @Bioblogo son 2 de mis referencias, no solo en lo que a marca personal en el ámbito de la fauna se refiere: también en el tema que trata esta entrada de la forma más humilde posible: dar consejos a jóvenes estudiantes con ganas de comerse el mundo.

Charla en la Universidad de Murcia – Vedema Murcia

Pero para mí, lo que ha marcado la diferencia ha sido la cantidad de contactos amigos que he podido hacer, y eso se lo debo enteramente al haberme preocupado durante la carrera menos por las notas y más por participar en una asociación que tocase la rama de mi carrera más vocacional.

El potencial del asociacionismo universitario

En mi caso, participé varios años en la junta directiva de Avafes León. Organicé cursos, charlas, talleres y excursiones. Gracias a ello conocí a decenas de especialistas en fauna silvestre, aprendí a contactar con ellos de forma profesional y me tomé cervezas de más hablando de mil anécdotas.

Avafes es un ejemplo más dentro del asociacionismo universitario: una asociación con cerca de tres décadas de historia que está presente en casi todas las facultades de veterinaria de España, y que recibe con los brazos abiertos a profesionales y estudiantes de otras ramas.

Salida de campo de Avafes (Noviembre 2015) – Fotografía propia

Tras acabar la carrera, un grupo de ex-avaferos fundamos Avafes Nacional, desde el que estamos comenzando a trabajar ya como personas tituladas, bajo el mismo acrónimo de  “Asociación de Veterinarios para la Atención de Fauna Exótica y Salvaje”. Pero como digo al principio, Avafes es una asociación más dentro del panorama universitario. En la entrevista que Fernando me hizo en Bioblogía tratamos estos temas y mencionamos otras asociaciones con las que podéis contactar, así que os recomiendo echarle una leída.

Asociacionismo universitario: creciendo como profesionales antes de serlo

Fue participando activamente en la junta de esta asociación donde descubrí mi faceta más vocacional, donde conocí a los profesionales a los que quería parecerme y con los que quería trabajar. El que fue un pollo sin cabeza pasó a ser un estudiante con un plan de acción ya dispuesto antes de salir de la carrera.

Dentro de asociaciones he aprendido a hablar en público, a organizar eventos, buscar opciones de financiación, diseñar proyectos e incluso un poco de marketing y diseño gráfico para promocionarlos.

Una de las últimas cosas que hice en la asociación fue organizar un curso sobre el campo en el que quería especializarme, del que os dejo una foto aquí abajo (para que veáis la cantidad de peña que vino!). En ese curso conocí a mi actual jefa, a compañeros actuales de curro, a mi tutora del TFG, a personas que se han convertido en mis referentes…

Curso de Avafes León de Bienestar de fauna – Fotografía propia

Pero sobre todo, es que ellos me conocieron a mí. Te das cuenta de algo que imagino que ocurre en muchos campos: el mundillo de trabajar con animales salvajes es pequeño, todo el mundo se conoce y comparte referencias y contactos.

Trabajar con animales salvajes y competitividad: una mala fórmula

Cada vez que llego a un nuevo centro acabo repitiendo “el mundo es un pañuelo”. Que si una compañera de curro es amiga de una ponente con la que me fui de cañas, que si una voluntaria hizo el máster con una compañera de carrera, que si un lector del blog trabaja con menganito…

Y voy a decir otra cosa que para mí es clave: te das cuenta de que en mundillos tan pequeños no se gana pisando al “rival”. Siendo amable, haciendo “grooming” y ayudando todo el mundo habla bien de tí. Compitiendo y pisando a los demás todo el mundo acaba sabiendo de que pie cojeas…

Ser un primate humano cooperativo no solo te permite tener más oportunidades como profesional: también conocer a gente maravillosa que te enriquece en otras facetas de la vida.

Esas anécdotas en las que te das cuenta que tienes conocidos y amigos en común con mucha gente te permiten ver la razón: conozco gente que es tan buen profesional como persona, y somos muchos los que guardamos un grato recuerdo de ellos. Un recuerdo que nos invita a recomendar a esa clase de profesionales, que muchas veces obtienen puestos para los que ni siquiera han enviado un CV, mientras decenas de los mismos son ignorados.

Chimpancés haciendo grooming – Fotografía de Anup Shah

Conozco mucha gente que en la carrera me decía: “Yo es que quiero colaborar con la aso, pero no tengo tiempo por los exámenes” y ahora, años después tienen incluso más formación reglada que yo en fauna, pero quieren trabajar en un campo donde nadie les conoce.

No pretendo sacar enseñanzas vitales en estas reflexiones, simplemente contar mi experiencia y las cosas que se me pasan por la cabeza cuando me preguntáis estas cosas. Espero que os animéis a intentar haceros un hueco para trabajar con animales desde el respeto a la fauna y la cooperación interdisciplinar entre compañeros. Nos vemos!

Ahh, que no se me olvide. Si después de todo esto te he animado a intentar trabajar con animales, te recomiendo pasarte por el grupo de facebook que hemos creado en la asociación y donde compartimos cursos, talleres, ofertas de empleo, voluntariados…

4 respuestas a “Trabajar con animales salvajes tras titularse: consejos en este pequeño mundo

  1. Hola, ¿Me puedo apuntar a ese grupo sin ser veterinaria? Hice auxiliar pero aún así lo que me gusta es ser cuidadora, que de esto sí tengo experiencia con primates y otros animales salvajes y domésticos. Gracias

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s